Para todos los públicos Biden tomará posesión en una ceremonia atípica, sin Trump y con Washington blindada