Para todos los públicos Banksy pierde los derechos sobre su obra más popular por no revelar su identidad